Roletazo que cae foul pero se sentencia fair

PARA MARTES, ABRIL 6, 2021…

JUAN VENÉ EN LA PELOTA

Coral Gables, Florida (VIP-WIRE).-

“Anonadado…: Parte importante del cuerpo de una persona que va nadando sentada”… La Pimpi.-

-o-o-o-o-

Hoy es Día del Correo y mañana miércoles también lo será. ¿En tu mensaje me dices desde cuál ciudad escribes?

 

Raúl Peña R. de Ensenada, pregunta… “¿Qué deben sentenciar cuando un roletazo por tercera rebota antes de la base, pasa por encima de la almohadilla, sin hacer contacto con ella, y va a caer en terreno foul?”.

 

Amigo Rulo…: El jerarca de los umpires de Latinoamérica, Juan Loayza, me indica que eso es fair ball.

 

Eiler J. Pérez, de Carora, pregunta….: “¿David Price podrá recibir el anillo de Serie Mundial de los Dodgers, sin haber lanzado ni un solo inning en 2020, y todos los jugadores reciben anillos de Serie Mundial?”.

 

Amigo Ei… Se lo entregaron. Eso lo deciden los ejecutivos de la organización, y es costumbre que todos los peloteros obtengan tal sortija. Igualmente la entregan al personal alrededor del equipo.

 

José de J. Inciarte, de Obregón, pregunta…: “¿Por qué, siendo tan minucioso, no publica los nombres de los scouts que desayunan con Ud. en “El Camarón Borracho”, y le informan tantas cosas?”.

 

Amigo Jota Jota…: Los scouts son empleados de extrema confianza de los equipos, y en la mayoría de los casos hablan de peloteros de otras organizaciones. Ellos me piden, con razón, que omita sus nombres.

 

Críspulo Gutiérrez N. de Valencia, protesta y pregunta…: “Me parece otra canallada suya contra Venezuela. ¿Por qué donó su biblioteca al Salón de la Fama del Beisbol de México y no al de su país, que tan bien funciona en esta ciudad y al cual Ud ha sido elevado?. Cierto, quiere más a México que su Patria nativa. Ud. es una vergüenza”.

 

Amigo Cris…: Controla tus emociones. Infórmate primero y opina después. Cuando me elevaron al Salón de la Fama de Valencia, anuncié que donaba mi biblioteca a esa institución. Y de allá vinieron para organizar el envío. Pero quienes hicieron ese viaje, opinaron que no tenían dónde ponerla, que habían pensado era algo pequeño. Los libros, fotos y otras piezas transportadas a Monterrey, fueron mil 50 kilos. Conmigo quedan aún unos 300 kilos de libros que mi esposa y mis hijos enviarán a México en cuanto yo muera. Allá han construido un local especial para la biblioteca, dos bibliotecarios de los mejores de la República, han organizado muy profesionalmente todo el material. Y sí, adoro a México, porque siento que los mexicanos me quieren mucho. “Amor con amor se paga”.

 

 

ATENCIÓN.- Por Google, el archivo de “Juan Vené en la Pelota”, en “el deporte vuelve a unirnos”.

 

Gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú. 

 

jbeisbol5@aol.com

@juanvene5

5

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.