Jonrones de 1, 2, 3 y 4    carreras en un juego

PARA DOMINGO 14, AGOSTO, 2022

JUAN VENÉ EN LA PELOTA…

                  Coral Gables, Florida (VIP-WIRE).-

“Lo que más produce la humanidad, es basura. Observa y comprobarás”… Tomás Céspedes.

                  -o-o-o-

El calificativo “único” o “única” aparece en las notas sobre beisbol, más de que en cualquier otro deporte.

“Único” caso, “única” vez en 176 años desde la creación de las Reglas.

Pasado mañana martes, hará 102 años del único pelotazo que, en Grandes Ligas ha causado la muerte a un pelotero, Ray Chapman.

Chapman, quien era el shortstop de los Indios, bateaba en Polo Grounds, de visita a los Yankees, en la tarde del lunes 16 de agosto de 1920. El lanzador por Nueva York era Carl Mays, quien le envió una recta a la cabeza, que le destrozó la base del cráneo.

Murió tras complicada operación, en la madrugada del 17.

El 23 de junio pasado hizo 105 años de la única vez que Babe Ruth, entonces en sus 22 años de edad, golpeó a un umpire en la cara y lo dejó knockout, acostado al lado del home.

Recientemente, Marcell Ozuna (Bravos), resultó el único caso de un bateador out en cinco formas posibles, en un solo juego…: Con fly al cuadro, línea al out field, roletazo al cuadro, foul al catcher y strikeout.

El prospecto de los Cardenales, Chandler Redmond, hace unos días fue autor de un ciclo de jonrones, del cual se ha dicho que ha hecho historia, pero no en Grandes Ligas, sino en las menores

Cierto que batear para la escalera o para el ciclo, es conectar sencillo, doble, triple y jonrón, lo que se ha registrado en las Mayores 306 veces desde el primero, por Currey Foley en 1882.

Pero lo que sí es muy extraño es ésto del ciclo de jonrones en un juego, o sea, uno sin corredores en las bases, otro con uno embasado, otro con dos y un grand slam.

No hay un “único” de este caso en Grandes Ligas, nunca ha ocurrido. ¡Ah! pero sí en las menores por Redmond, infielder Doble A, del club de San Luis.

Los Cardenales de Sprigfield, recibían a los Sod Poodles de Amarillo, y les ganaron, 21-4, con la notable ayuda de las 10 carreras remolcadas por Redmond, quien la botó para dos carreras en el quinto inning, con tres las en bases en el sexto, solitario en el séptimo y para tres carreras en el octavo.

En las menores se ha visto únicamente dos veces. El otro caso lo protagonizó, Tyrone Horne, también con un equipo Doble A de los Cardenales, los Arkansas Travelers, en julio de 1998.

“Ésto es difícil de creer” dijo Redmond al terminar el juego, “no puedo describir lo que siento».

Gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú.

 ATENCIÓN.- Lee el archivo reciente de “Juan Vené en la Pelota” en internet, por “el deporte vuelve a unirnos”.

                   jbeisbol5@aol.com

@juanvene5

5

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.