Columna

Historia del primer jonrón de Ohtani con los Dodgers

PARA ABRIL, SÁB. 6, 2024.

JUAN VENÉ EN LA PELOTA…

Coral Gables, Florida (VIP-WIRE).

“Travesuras del castellano. Votar es elevar a alguien a un sitial. Botar es sacar a alguien o algo de su lugar y eliminarlo“… J.V.-

-O-O-

Por 700 millones de motivos, cuanto haga, diga o deje de hacer y de decir Shohei Ohtani, es noticia.

Un buen ejemplo ha sido su primer jonrón uniformado con el azul, blanco y rojo de Los Ángeles, el cual fue frente al zurdo de los Gigantes, Taylor Rogers, en 3-1.

Y por cierto, Papa Dios ayuda para que sus hechos sean más notables. Por ejemplo, la pelota de ese batazo, no fue capturada por ningún adolescente zagaletón, sino por una bella muchachona muy alegre, según su enorme sonrisa.

Aquella bola había volado a 107 millas por hora, a lo largo de 430 pies desde el home plate y hasta lo profundo del sector left center, en Dodgers Stadium.

Fue tan violento el batazo, que parecía querer hacer olvidar así las sospechas de que Ippei Mizuhara no lo robó, sino que eran socios en las apuestas a través de las mafias ilegales.

Pero eso, que en vez de un mozo fuera una moza quien capturara la pelota, más la velocidad y la distancia del batazo, han sido solo algunos de otros detalles noticiosos.

La joven de la historia, estaba trajeada con los colores del equipo local, adornada con una elegante gorra, que dejaba ver al frente el logo con LA entrelazadas. Lógicamente, fanática de los Dodgers.

Pues, lo lógico era que comprara uno de los exhibidores plásticos transparentes, para exhibir su souvenir, colocándolo en el mejor lugar del hogar. O que la entregara a los Dodgers, a cambio de un abono por toda la temporada.

En último caso, de haber sufrido problemas económicos pudo haber conseguido un comprador del tesoro por mil o más dólares.

Pues, no. Lo que hizo la dama de la sonrisota, al terminar ese juego del miércoles, que les ganaron a los visitantes Gigantes 5-4, fue correr a entregarle la bola de regalo a Ohtani.

Como era de esperarse, la gentileza y la caballerosidad nipona surgieron en seguida. Shohei sonrió, se dijo muy agradecido y regaló a la chica otra pelota nueva, dos gorras, un bate y conversaron unos minutos.

Lo que dijo ella después:

“Creo que él necesita esa pelota más que yo, porque es un interesante Capítulo de su historia profesional”.

Y uno se dice: Ésto apenas comienza. Son 10 años de contrato, pero ya hemos tenido líos de apuestas, revelaciones de un matrimonio y lo del jonrón… ¡Vas bien, muchacho, vas bien!

Gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú.

ATENCIÓN.- Puedes leer el archivo reciente de “Juan Vené en la Pelota” en internet, entrando por “el deporte vuelve a unirnos”.

@juanvene5
jbeisbol5@aol.com
5

2 comentarios en «Historia del primer jonrón de Ohtani con los Dodgers»

  • Buenas tardes Sr Juan, mis respetos ante todo soy un asiduo lector de su columna por más de 50 años y le pregunto si tendrá que ver la reducción del tiempo por cada pitcheo con la proliferación de operaciones de Tommy Jhon?? Alexis Manzanilla desde Caracas Venwzuela

    Respuesta

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.